El papel de los sentidos en la persona

LOS SENTIDOS PPS

Para hablar del papel de los sentidos en una persona es bueno enmarcar esto en la realidad del cuerpo. Nos introducimos en esta realidad desde la contemplación de un texto de la sagrada Escritura, concretamente del libro del Génesis. ” (Gn 1,26-31; 3,1-24)
Recogemos algunos mensajes de este relato:
✓ El de la dignidad de la persona humana hecha a imagen y semejanza de Dios… creada por amor. Aquí esta explicitación no aparece, pero sí se evidencia en los profetas (en Isaías y Jeremías, sobretodo), en los Salmos y en otros textos de la Escritura: el infinito amor de Dios por el hombre… ” Yo te amé con un amor eterno, por eso te atraje con fidelidad” (Je 31,3)
✓ El de la centralidad del hombre en el cosmos, el de su poder sobre la tierra, los animales… El dar nombre es propio de quien posee algo en propiedad.
✓ El de la naturaleza “relacional”… una relación como vínculo de amor, destello del amor de Dios por el hombre.
✓ El de la belleza y limpieza del hombre y la mujer que se contemplan mutuamente como algo en lo que se refleja la belleza del Creador.
✓ El reconocimiento del límite del hombre que no puede ser como Dios.
✓ La entrada del mal en el mundo, su acogida por parte del hombre y el rechazo del amor del y al Creador.
✓ La ternura de Dios que, acostumbrado a la relación de amor con el hombre, le echa de menos en sus “paseos por el Edén” y le llama con una pregunta que aún hoy resuena en nuestros corazones: “¿Dónde estás?”…
✓ El comienzo de las complicadas justificaciones humanas: “no he sido yo, ha sido ella, ha sido la serpiente…”
✓ La perdida de la limpieza de corazón y de mirada… Cubren su desnudez que antes miraban con ojos y corazón limpio.
✓ La promesa de la redención: la llegada de una MUJER cuyo pié aplastará la serpiente… cuyo vástago vencerá al mal…
El anuncio de la Encarnación de Jesús vuelve a dar la esperanza al mundo… El hombre, en su integridad de persona humana, será salvado por el Verbo hecho carne que tomará un cuerpo de hombre, vivirá como un hombre cualquiera, se hará semejante a los hombres para que estos lleguen a ser divinos.
La Redención llevada a cabo por Jesús vuelve a dar al cuerpo humano su dimensión de eternidad.
Hay que llegar a San Pablo para oir estas bellísimas palabras: “¿No sabéis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, que recibís de Dios y habita en vosotros? De modo que no os pertenecéis. Os ha comprado pagando un gran precio, por tanto glorificad a Dios con sus cuerpos” (1Cor 6,19-20)
Y más: “Vosotros sois cuerpo del Mesías, y miembros singulares suyos” (1Cor 12,27)
Y en otro pasaje: “Dios ha dispuesto los miembros en el cuerpo, cada uno como ha querido. Si todo fuera un solo miembro, ¿dónde estaría el cuerpo? Ahora bien, los miembros son muchos, el cuerpo es uno. No puede el ojo decir a la mano: No te necesito; ni la cabeza a los pies: No los necesito. Más aún, los miembros del cuerpo que se consideran más débiles son indispensables, y a los que consideramos menos nobles los rodeamos de más honor” (1Cor 12,18-23)
Dentro de la globalidad del “misterio” de la persona se inscriben los sentidos, estos canales de comunicación de ida y vuelta, que ponen en RELACIÓN a la persona con el mundo externo y a éste con el mundo interior de la persona.
Conocerlos, explorarlos, experimentar su valor, educarlos… es una bellísima tarea. La toma de conciencia de su valor nos ayuda a querer experimentarlos, a “tocar su vida”… porque todo sentido tiene vida y canaliza la vida si dejamos que nos hable; y nos conduce hacia nuestro mundo interior y desde ahí al mundo que nos rodea.

Lanzate a esta tarea en este tiempo cuaresmal…

Contempla la presentación…

Déjate interpelar..

Feed-back de la proyección:
​¿Qué mensaje he recibido?
​¿Qué me ha impactado más?
¿Cómo vivo mis “sentidos”?

Anuncios

REANUDAMOS NUESTRO COMPARTIR EN EL “CAMINO CUARESMAL”

Dice Jesús hoy:” para que os sirven los ojos si no veis, y los oídos si no oís?”

Es un reto a la reflexión en este tiempo cuaresmal que comienza…

Es una llamada a la escucha de Jesús que nos ofrece un amor sin límites que se entrega sin límites…

Recorremos juntos un camino de “formación de los sentidos” para experimentarlos como camino de libertad, de amor, de verdad y de vida…

No dejes de ver el vídeo: